Suprema Corte niega medidas electorales a Congreso de Campeche

Suprema Corte niega medidas electorales a Congreso de Campeche

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) invalidó diversos artículos con los que el Congreso de Campeche prohibió la compra de votos e impuso multas a los partidos que difunden propaganda que denigra a las instituciones o a otros partidos.

Conforme a precedentes de casos similares, el Pleno de Ministros señaló que las leyes electorales no pueden incluir términos como calumnia o denigración, pues estos conceptos se utilizan para restringir la libre expresión y son, en todo caso, materia de juicios de carácter meramente civil.

Durante la sesión del pleno de la Corte, los ministros consideraron que los partidos y las instituciones no están protegidos por la Constitución contra la calumnia, sino únicamente de las personas.

Dijeron que esto restringe la libertad de expresión de los partidos de manera injustificada. Asimismo, declararon inconstitucional el tercer párrafo del artículo 612 de la Ley de Instituciones y Procedimientos Electorales de Campeche, en el que se define la calumnia como la imputación de hechos o delitos falsos, sin incluir un elemento fundamental del concepto, esto es, que la imputación debe hacerse a sabiendas de que el hecho o delito es falso.

La SCJN invalidó la prohibición de entregar material que ofertara o algún beneficio para la compra de votos, porque la ley condicionaba que los materiales entregados tuvieran propaganda política o electoral de partidos, coaliciones o candidatos:

Dicha porción hacía nugatoria la prohibición de inducir el voto a cambio de dádivas, por condicionarlo a que los materiales entregados ostentaran propaganda alusiva al partido o candidato que con ellas se pretendiera promocionar.

SCJN avala artículos para Baja California

En la misma sesión, la SCJN también avaló algunos artículos de la ley electoral de Baja California, referentes a la reelección consecutiva sin separación del cargo y al financiamiento público para partidos políticos.

En este último punto, los ministros convalidaron la decisión de reducir el presupuesto estatal para los partidos, respetando siempre el principio de equidad que se fija en el artículo 116 de la Constitución general.


Comentarios